Andén 27

Blog de viajes y fotografía

jueves, 22 de junio de 2017

LAS CATARATAS DE IGUAZÚ BAJO LA LUNA LLENA


Cuando planificaba nuestro recorrido por Argentina y decidía los sitios que iba a visitar, me encontré con que existía la posibilidad de ver las cataratas de Iguazú bajo la luna llena. Al principio me pareció un poco raro, pero investigando más en internet decidí que era una experiencia que tenía que vivir, e hice lo imposible para que así fuera.
Las cataratas de Iguazu bajo la luna llena. Argentina

DÍAS QUE SE PUEDEN VISITAR LAS CATARATAS DE IGUAZÚ BAJO LA LUNA LLENA


Los paseos nocturnos para ver las cataratas de Iguazú bajo la luna llena se pueden hacer todos los meses de año, y es posible hacerlo durante 5 días, siempre y cuando las condiciones meteorológicas lo permita. Cada año, se saca un calendario donde se indican los días en los que se puede hacer este paseo nocturno.
Hay tres turnos para visitarlas, y existe la opción de incluir una cena dentro de la experiencia:
- Primer Turno: 19:45. La cena después del paseo
- Segundo Turno: 20:30. La cena, antes o después del paseo
- Tercer Turno: 21:15. La cena antes del paseo.
Calendario 2017. Paseos por la cataratas de Iguazú bajo la luna llena.
Calendario 2017. Paseos por la cataratas de Iguazú bajo la luna llena.

¿EN QUÉ CONSISTE EL PASEO NOCTURNO?


Pues es básicamente, montarse en el tren ecológico hasta la última parada, la garganta del diablo, y acercarse por las pasarelas hasta el mirador de la Garganta del Diablo. Siempre se va acompañado de un guía del parque que te va marcando los tiempos. La excursión en total dura unas 2 horas, pero se hace muy corta.

¿CÓMO RESERVAR EL PASEO NOCTURNO?


En cada turno puede haber un máximo de 120 personas y siempre hay que ir con reserva previa.
Para hacer la reserva puedes mandar un mail o llamar por teléfono:
Mail:  reservas@iguazuargentina.com
Teléfono: +54 - 3757 - 491469
Para más información, os dejo una página de información sobre las cataratas de Iguazú llamada Iguazú Argentina.
La garganta del diablo bajo la luna llena
La garganta del diablo bajo la luna llena. Fotografía: puertoiguazu.net
Yo lo hice por mail y me mandaron un documento para la solicitud del paseo. Te piden tus datos, el día y hora en el que quieres hacer el paseo nocturno y los datos para pagar. Luego, te envían una confirmación de la reserva, con el voucher que debes presentar allí. Hay que tener en cuenta que siempre existe la posibilidad de que lo anulen si el tiempo es malo. Incluso hasta el último momento te puedes quedar con las ganas.


NUESTRO PASEO POR LAS CATARATAS DE IGUAZÚ BAJO LA LUNA LLENA


Pues lo primero que decidí de nuestro recorrido por Argentina fueron los días que estaríamos en Iguazú, que tenían que ser los de la luna llena, claro, y luego monté todo el viaje con estas fechas fijadas. Y oye, salió todo estupendamente. 
La reserva la hice por mail y no tuve ningún problema, y eso que hasta el último momento tuve mis dudas. Ya en Iguazú, vimos que la ofertaban en el hotel, incluso el transporte para llegar hasta el centro de recepción de visitantes, tanto para ir como para volver.
Nosotros escogimos el primer turno, con la cena incluida después del paseo, y así ya volvíamos al hotel para ir directos a la cama. Así que, con tiempo de sobra, llegamos a la estación central del parque, que es desde donde sale la excursión. El tiempo no era muy bueno, amenazaba tormenta, así que estuvimos con el alma en vilo hasta el último minuto. Al final decidieron que sí se haría la excursión (menos mal..., lo que sufrí). Después de pedirnos los voucher, el guía dio por comenzado el paseo nocturno y empezó a hablar:
"Cataratas les da la bienvenida a esta experiencia casi única en el mundo"
Se me puso la piel de gallina. Con solo unas palabras, había conseguido la atención de todo el mundo, que estábamos expectantes. Luego unas palabras sobre no usar flash, apagar móviles, etc... y al tren hasta estación la garganta del diablo. No sé si era la emoción o qué, pero íbamos todos en el tren muy callados. Durante los 20 minutos que dura el trayecto pudimos sentir la selva. Impresionante el sonido de la selva por la noche. Se oían los animales y se sentían, pero vimos muy pocos. A medida que pasaba el tiempo, las nubes empezaron a desaparecer y apareció la luna bañando todo con su luz. Parece increíble, pero en un lugar como ese, donde no existe ninguna contaminación lumínica, la luz de la luna ilumina mucho, mucho.
Las cataratas de Iguazu bajo la luna llena
Las cataratas de Iguazú bajo la luna llena
Llegamos a la estación de la garganta del diablo, y nos pusimos a andar porque hay que hacer el recorrido por las pasarelas hasta llegar al mirador. El sonido de las cataratas es estruendoso. No sé si al tener menguado el sentido de la vista se agudiza el del oído, pero parecía que sonaba mucho más fuerte que cuando la visitamos de día. Pero el recorrido se hizo también corto, y en un abrir y cerrar de ojos, llegamos a la Garganta del Diablo
Tenía razón el guía, es una experiencia casi única en el mundo. Algunos sacaron sus trípodes. A mí, ni se me ocurrió llevarlo, así que las fotos que tengo no son nada buenas, pero siguen siendo un buen recuerdo. Intentamos disfrutar desde todas las posiciones posibles, asomados a la barandilla y mojándonos con el agua que salpicaba de las cataratas. No sé cuanto tiempo estuvimos allí, pero me pareció poco, muy poco. Una vez que se había terminado el tiempo, el guía comenzó a decirnos que ya era la hora de volver al tren. Nos hicimos un poco los remolones, para abandonar casi los últimos el lugar, sabiendo que, dificilmente, volvamos a vivir una experiencia así.
Paseo nocturno cataratas Iguazu
Paseo nocturno cataratas Iguazú. Fotografía: Lugaresdemipais.com
La vuelta en el tren fue más animada. La gente iba comentando lo que había visto, mirando las fotos que habían sacado y con la excitación del momento se pasó en un santiamén. Luego fuimos a cenar al Restaurante La Selva, dentro del parque, un menú buffet, bastante variado, con carne a la brasa, ensaladas, pasta, dulces y frutas, entre otras cosas. Una bonita forma de terminar la velada. ¿Planificarías todo un viaje para poder ver las cataratas de Iguazú bajo la luna llena? Yo lo hice. 
El parque nacional de Iguazú es Patrimonio de la Humanidad desde 1984 el lado argentino y desde 1986 el lado brasileño.

Si te ha gustado esta entrada, compártela con tus amigos. ¡Gracias!

8 comentarios:

  1. Uau! que lindo! conozco las cataratas, pero siempre las visité de día! que experiencia tan buena verlas de noche!
    saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Se ven y se sienten de otra manera. Increíbles!!

      Eliminar
  2. Puf... pero que puedo decir. Esas fotos hablan por si sola. La luna llena cubre de magia cualquier rincón pero en este hace verdaderas maravillas. Un abrazo y felicidades por esas fotazas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Increible lugar!!! Una experiencia inolvidable.

      Eliminar
  3. Qué maravilla las cataratas de Iguazú bajo la luna llena, uno de los lugares que más me ha impresionado del mundo y verlo así tiene que ser magia pura, ¡quiero vovler!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí también me impresionaron mucho y me alegro mucho haber planificado todo un viaje en torno a esta experiencia. Si vuelves, no lo dudes y vete en luna llena!!

      Eliminar
  4. Madre mía, que espectáculo y que maravilla de fotos. Si ya es un lugar que impresiona, a la luz de las lunas ya es que es una maravilla. Has tenido muchas suerte en pdoer disfrutarlo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Fue genial, la verdad, y tuvimos mucha suerte con el tiempo.

      Eliminar

Gracias por comentar en Anden 27.