Andén 27

Blog de viajes y fotografía

lunes, 30 de abril de 2018

VISITANDO TUI Y SU CATEDRAL


Al sur de Pontevedra, en Galicia, visitamos Tui, el último pueblo de España, frontera de nuestra vecina Portugal. El último día de nuestro viaje por Galicia lo pasamos aquí, visitando Tui y su catedral.
Patio del claustro de la catedral de Tui
Patio del claustro de la catedral de Tui

Cómo solo teníamos la tarde para visitar Tui, ya que habíamos pasado la mañana visitando el Castro de Santa Tecla, decidimos ir directamente a visitar la Catedral de Santa María de Tui, el monumento más importante de la ciudad. Se trata de una catedral románica, pero con elementos también góticos que se los fueron añadiendo a lo largo del tiempo.
Nada más acercarse a la Catedral de Tui la portada principal, también llamada Portada occidental, ya impresiona un montón. Como sucedía en aquella época, tanto los cuadros como la arquitectura tenían una finalidad didáctica, además de estética. Y aquí lo que cuentan las diferentes figuras son la vida de la Virgen María. Las estatuas colocadas sobre las columnas son imágenes de reyes y profetas y en el tímpano, la parte superior sobre la puerta, hay escenas sobre el nacimiento de Jesús y la Adoración de los reyes Magos.
Portada catedral de Tui. Pontevedra
Portada de la catedral de Tui
Creo recordar que la visita a la Iglesia es gratis pero lo que sí que es de pago es la visita al claustro. Yo que soy una "fan" de los claustros, no podía marcharme de la Catedral de Tui sin visitar su claustro, así que pasé por caja para poder entrar. El claustro es sin duda uno de las partes más destacadas de la Catedral. Data del Siglo XIII y es el único claustro medieval que queda de todas las catedrales gallegas. Yo siempre que visito estos lugares me imagino a los religiosos paseando en silencio bajo sus arco o cruzando deprisa el patio para llegar a tiempo a sus oraciones. Puede que tenga mucha imaginación o que haya visto muchas películas. Quién sabe.
Claustro catedral de Tui. Pontevedra
Claustro de la catedral de Tui
Además, el claustro tiene un aliciente más ya que se puede subir a su torre desde donde, además de ver el claustro desde las alturas, hay unas vistas preciosas del río Miño y Portugal, en la otra orilla del río. El pueblo que se ve se llama Valença do Minho y para llegar hasta allí tan solo hay que cruzar un puente . En coche tan solo se tarda entre 5 ó 10 minutos y andando es como una media hora. No hay nada más típico que pasar un día en Tui y cruzar a Portugal a comprar toallas. Esta vez no lo hemos hecho, pero he de reconocer que cuando visité Tui por primera vez con mis padres sí que lo hicimos, con toallas incluidas.
Vista del Miño y Portugal desde Tui. Pontevedra.
Vista del Miño y Portugal desde Tui
Después de pasar un par de horas visitando la catedral de Tui salimos a dar un paseo por su casco histórico lleno de estrechas y empinadas callejas peatonales. Merece la pena pasear sin rumbo fijo y perderse entre sus calles. Hay también un bonito paseo en lo alto de Tui, desde donde hay unas bonitas vistas del río Miño y donde nos encontramos esta curiosa escultura en la Glorieta de Vigo. Se trata de unos caballos salvajes hechos en bronce que transmiten mucha fuerza y movimiento.
Estatua de los caballos de Tui. Pontevedra
Estatua de los caballos de Tui. Glorieta de Vigo.
Al final, visitando Tui y su catedral se nos pasó toda la tarde y con estas últimas vistas de Galicia dimos por terminado nuestro viaje por Galicia, eso sí, con ganas de volver a esta maravillosa tierra. Espero que sea pronto.

Si te ha gustado esta entrada, compártela con tus amigos. ¡Gracias!

4 comentarios:

  1. ¡Qué recuerdos tan agradables leyendo este post! Hace ya años que visité Tui y todos los lugares que aquí recomendáis. Estoy deseando repetir mi viaje por Galicia, ya que lo recuerdo con gran cariño. Fue estupendo ver toda su arquitectura ¡y tanto verde! (yo que vengo de tierra de secano)

    ResponderEliminar
  2. Qué maravilla de catedral!!! Es un gusto pasear por los pueblos de España y encontrarse patrimonio hasta el último rincón. Y Galicia es un buen ejemplo de ello. ¡Gracias por el post!

    ResponderEliminar
  3. Este post me ha traído muy buenos recuerdos de mi visita a Tui. Sin duda, una parada muy recomendable. Y que no falte entrar a la Catedral: impresionante!!!

    ResponderEliminar
  4. Recuerdo que en Tui estuve una vez de pequeña, pero no recuerdo que la catedral fuese tan bonita. Claro que en aquel entonces dudo que me fijase mucho en iglesias y catedrales. Así que me encantaría volver por todos esos lugares de Galicia a los que hace tanto tiempo que fui.
    Saludos.

    ResponderEliminar

Gracias por comentar en Anden 27.